Cripta de la Almudena

Se localiza debajo de la Catedral, cuenta con las mismas dimensiones. Es el templo-cripta más espectacular de España.

Fue construida en un luminoso estilo neorrománico, pues quería imitar la época en que se descubrió la virgen de la Almudena, escondida en los muros de la muralla árabe de Madrid. Diseñada por el Marqués de Cubas, igual que la Almudena, se encuentra enterrado él y su familia en la misma.

Consta de más de 400 columnas, cuyos capiteles son todos diferentes. Maravillan 50 columnas monolíticas en el crucero del templo. Los capiteles evocan figuras de María, bíblicas, de la naturaleza, incluida la figura de la Osa y el Madroño, símbolo de Madrid.

Sus 20 capillas contribuyen a la perfección y armonía del conjunto. En ellas han intervenido artistas de la calidad de Benllure.

La fachada da la idea de un templo medieval.

Una de las joyas de la Cripta es la imagen de Nuestra Señora de la Flor de Lis, que es una de las imágenes más antigua de Madrid. Los estudios sugieren que la mandó pintar el rey Alfonso VI en 1083.

El Cristo del Buen Camino, del s. XVIII, es una hermosa pieza artística y de veneración.

Las vidrieras, que iluminan las capillas, son de las más espectaculares y bellas de Madrid. El autor es Maumajean.

Por todo el suelo de la Cripta se distribuyen innumerables tumbas. Algunas de principios del siglo pasado, otras recientes. También en algunas de las capillas hay tumbas, ya de personajes de mayor relevancia, como el propio arquitecto de la catedral, algún marqués o conde, etc.

El lugar transmite una gran paz y tranquilidad y, frente a la propia catedral de la Almudena, es menos visitado.

4 - Nave Principal 3 - Nave Principal 2 - Nave Principal 1 - Nave Principal 9 - Vidrieras al Fondo 5 - Nave Lateral 6 - Nave Lateral 7 - Altar 8 - Una de las Capillas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *